4- 6 - 2019 / POR VILLAVICIOSA

 

Como actividad organizada por Carmen Cofiño, este martes nos dirigimos a Villaviciosa; teníamos reservado una visita en el Centro de Los Caserinos; se trata de una granja en la pequeña aldea de Grases, y el barrio de Maoxu a 4 Km de la Villa, que se encarga de elaborar productos lácteos artesanales, de manera ecológica. Allí nos recibió Borja, entusiasta y muy agradable, que nos mostró el pequeño huerto y una representación de diversos animales: gallinas, caballos, cabras, cerdos, patos..

Posteriormente nos enseñó la quesería, donde se elaboran diferentes tipos de quesos, y también arroz con leche y yogures. En el Llagar nos brindaron la oportunidad de degustar todos los quesos y un buen arroz con leche para cerrarlo: ¡estupendo todo!
Desde aquí queremos agradecer su amabilidad y dedicación para con nosotros, y darles la enhorabuena por ser capaces de mantener este negocio familiar, que ya lleva la cuarta generación.


Finalizada esta visita,  nos dirigimos al Centro de Interpretación de la Ría de Villaviciosa: Alejandra nos introdujo en las características de este lugar; se trata de un estuario, es decir, valles fluviales inundados por aguas marinas; en el caso de La Ría de Villaviciosa, la aportación de las aguas fluviales es muy pequeña, por tanto, con gran influencia marina: alta salinidad, inundaciones periódicas con cada marea y una intensa sedimentación, lo que condiciona una importante reserva de la biodiversidad, dada su particular flora y fauna; Desde 1995, el Gobierno Regional declaró a este espacio Reserva Natural Parcial; Y a nivel europeo se la reconoció como LIC (Lugar de Interés Comunitario) y ZEPA (Zona Especial Protección para las Aves), pasando a formar parte de la Red Natura 2000, encargada de proteger el patrimonio natural europeo.

El origen de la ría se remonta al último periodo glacial, en el que la congelación de las aguas hizo que el mar se retirase.
La gran cantidad de partículas orgánicas que el agua va depositando en la ría, mantiene una gran cantidad de invertebrados; y dada su situación, es un lugar de vital importancia para el descanso de miles de aves acuáticas durante la migración e invernada.
La vegetación de marisma no es muy diversa, por la alta salinidad; cuanto más alejada de la desembocadura, se desarrollan los marjales (terrenos bajos y pantanosos), praderías, juncos… Gran parte de los marjales, han sido desecados y convertidos en campos de cultivos.
Queremos desde aquí, dar las gracias a Alejandra por todas sus enseñanzas.

Finalizada esta segunda e interesante visita, continuamos hasta San Martín del Mar donde dejamos los coches, para hacer a pie, parte de la ruta de Carlos V; es un camino real precioso, ancho y bien cuidado, que a medida que vamos tomando altura, fuimos disfrutando de unas vistas preciosas a la ría que estaba en bajamar, y mas adelante, también de Villaviciosa. A una determinada altura, nos desviamos para visitar una cascada que está rodeada de profusa vegetación, haciendo que este lugar, nos sumerja en un verdadero paraíso verde, seguramente elegido por alguna xiana…

Antes de ir a comer, nos acercamos a ver la iglesia y el tejo centanario de San Martín del Mar: un buen ejemplar al que le falta su parte alta.

Retomaos el camino de vuelta y fuimos a comer el bocadillo a Bedriñana; para redondear la jornada, tuvimos ocasión de visitar La Iglesia de San Andrés de Bedriñana: se trata de un templo que ya aparece reflejado en 1023, y que las excavaciones arqueológicas realizadas, han permitido demostrar que la nave del templo actual, desde los cimientos hasta la cornisa, corresponden a estilo prerrománico y fue alterada en el siglo XII, por la incrustación de la puerta meridional y el arco triunfal de acceso al santuario.
Su mayor valor, es la celosía de la fachada occidental de la iglesia; también conserva tres ventanas bíforas en la fachada sur, y solamente una en la fachada norte; así como un modillón de rollo único en la esquina noroeste: una joya desconocida (al menos para mí)
Un día muy completo, y como siempre, la mar de agradable… ¡Muchas gracias por la organización Carmen Cofiño!

 

El grupo Las cabras En el llagar

 

Ruta Carlos V La ría de Villaviciosa La cascada
El texu Celosía Iglesia Bedriñana Ventana